0

Ciudad de México, 24 de mayo de 2013. En el marco de los foros para la elaboración del Plan Nacional de Desarrollo 2013-2018 el Instituto Nacional de las Personas Adultas Mayores-INAPAM llevó a cabo el pasado mes de abril una Mesa de Trabajo Sectorial sobre personas adultas mayores. En la mesa tomaron parte 67 integrantes de 38 organizaciones civiles e instancias gubernamentales.

Durante la inauguración de los trabajos la Directora General del Inapam, Aracely Escalante, comentó que es fundamental la colaboración de todos para posicionar el tema del envejecimiento como una prioridad a fin de construir un México incluyente donde garantizar el cumplimiento de los derechos de las personas adultas mayores sea un asunto prioritario y se aplique de acuerdo a las necesidades reales de esta población.

El evento se desarrolló en torno a 4 ejes de gobierno, con un total de 8 mesas de trabajo, en las que se analizaron diversos temas y se presentaron numerosas propuestas:

  • Eje 1. “Un México en paz”: Impartición de Justicia; Defensa de los Derechos Humanos.
  • Eje 2. “México incluyente”: Seguridad Social Universal; Condición de Vivienda y Entorno Humano.
  • Eje 3. “México con Educación de Calidad para Todos”: Acceso a la Educación; Democratización de la Cultura; Desarrollo de la Cultura Deportiva.
  • Eje 4.  “México próspero”: Acceso al financiamiento.

Propuestas

En la mesa sobre Impartición de justicia se propuso que, aunque el Estado mexicano cuenta con una normativa para la impartición de justicia, ésta sea especializada, preferente y suficiente para este sector de población, pues hoy en día no existen juzgadores capacitados para atender a las personas adultas mayores. Para ello se propuso proporcionar una capacitación específica. Se propuso, asimismo, la creación de una agencia del Ministerio Público especializada, nombrar defensores y establecer una instancia conciliadora a nivel nacional.

En la mesa sobre Defensa de los Derechos Humanos se planteó que dado el desconocimiento de gran parte de los mayores de sus propios derechos es preciso promover acciones de promoción y difusión, capacitación directa del adulto mayor, especialización de los funcionarios públicos, sensibilización de la ciudadanía, desmitificar el envejecimiento, generar modelos de atención con enfoque de género y promover una cultura de la denuncia. Asimismo se propuso impulsar la convención de los derechos humanos de las personas Adultas mayores e impulsar el reglamento a la Ley de los Derechos de las Personas Adultas Mayores.

Una de las propuestas de la mesa sobre Seguridad social universal es desarrollar, de manera paralela al programa de pensión universal, proyectos productivos y de activación física y mental para evitar la dependencia, así  como crear espacios donde se tenga en cuenta la experiencia de los adultos mayores para incorporarlos como asesorar a distintas instancias. Otras propuestas de esta mesa fueron la creación de programas que incidan en estilos de vida activos y saludables, brindar atención a domicilio, crear centros de día y fortalecer la capacitación gerontológica a quienes se dedican a la atención de las personas mayores.

La mesa sobre Condición de vivienda y entorno humano concluyó que es preciso elaborar políticas públicas y programas sobre vivienda con una perspectiva de envejecimiento y que sean incluyentes, debiendo estar vinculadas con las políticas de Desarrollo Regional, de educación y de salud con la finalidad de mejorar su entorno.

La mesa sobre Acceso a la educación propuso que en la elaboración de programas educativos dirigidos a las personas adultas mayores se consideren, sobre la base del reconocimiento de que la educación es un derecho, las particularidades de las comunidades en las que aquéllos viven, así como sus intereses, inquietudes. Asimismo, se enfatizó que la educación debe ser flexible e incluyente y planificar la oferta educativa desde una perspectiva de envejecimiento activo y saludable.

La mesa sobre Democratización de la Cultura propuso, como prioritario, hacer un diagnóstico de las necesidades, preferencias y posibilidades de este grupo etario y abrir espacios en donde se compartan experiencias, así como fomentar una cultura de envejecimiento desde edades tempranas, donde se sensibilice sobre la importancia del adulto mayor. Para ello sería preciso que la Secretaría de Educación Pública incluya este tema en los contenidos educativos. Asimismo, la mesa propuso crear un programa integral de cultura del envejecimiento.

En la mesa sobre  Desarrollo de la cultura deportiva se concluyó que es importante generar mecanismos de vinculación en los tres órdenes de gobierno para promover la activación física entre la población y crear espacios adecuados para este fin, así como formar recursos humanos especializados en este ámbito.

La última de las mesas, sobre Acceso al financiamiento, planteó que se deben promover políticas transversales para la implementación de programas de financiamiento dirigidos a las necesidades de las personas adultas mayores y buscar, asimismo, una iniciativa de ley que obligue a los bancos a tener una ventanilla especial para este grupo. Planteó también la necesidad de difundir programas de financiamiento y educación financiera y crear programas accesibles para la atención de la población adulta mayor.

Fuente: INAPAM

Escriba un comentario