¿Cuál es la dimensión del maltrato al adulto mayor?

San José (Costa Rica), 23 de enero de 2015. El Consejo Nacional de la Persona Adulta Mayor (Conapam) recibe un promedio diario de ocho llamadas telefónicas denunciando casos de agresión hacia personas adultas mayores, para un dato anual del año 2014 de 3.000 llamadas.

Quebraduras, descuidos que provocan caídas y falta de alimentación figuran entre las formas de maltrato denunciadas. Las denuncias obedecen a casos presentados en centros de salud o los hogares en los que viven los adultos mayores.

Datos proporcionados por Conapam señalan que durante 2014 unas 800 denuncias fueron enviadas a los tribunales y en unos 80 casos la entidad materializó alguna acción contundente contra los denunciados.

Lo que sucede es que a la población adulta mayor no se le da el enfoque de atención integral que merecen. Sabemos que el manejo de una persona adulta mayor en el pleno uso de uso de sus facultades ya se vuelve difícil muchas veces por la resistencia natural del ser humano a su propio proceso de envejecimiento”, comentó Zulema Villalta, presidenta de CONAPAM.

Sumado a esto, el abandono, la violación de normas mínimas de autocuidado y situaciones de maltratos institucionales complican el panorama de los casos denunciados. “¿Cuántos otros casos suceden a diario? No tenemos la capacidad de conocer el día a día, eso sólo se conoce a través de la denuncia de quienes se sienten ofendidas o representan a los adultos mayores”, dijo Villalta.

Uno de los casos más recientes apuntó una supuesta agresión contra una adulta mayor, de 95 años, en el Hospital San Vicente de Paúl en Heredia. Al parecer, tras sufrir una afectación respiratoria los encargados del Hogar de Ancianos Albernia, donde reside, decidieron llevarla al hospital, pero tras varios minutos en atención se percataron de que habría recibido golpes y fracturas. Por ese motivo, la directora del hogar de ancianos presentó una denuncia formal en la Fiscalía de Heredia contra la jefatura médica del hospital herediano. Sobre este punto, Villalta cuestionó la profesionalización de quienes brindan la atención en estos centros.

Debe haber responsabilidad de los directores de los hospitales, deben capacitar y sensibilizar a su personal… Aquí viene la gran falla, viene desde las universidades, que están sacando profesionales masivamente a la calle y no los capacitan en la atención especializada”, denunció la funcionaria.

Alerta por agresión física

CONAPAM sostiene que el seguimiento de los casos es difícil. Por ejemplo, ya no pueden formar parte de las denuncias que son enviadas a los tribunales porque no existe ninguna ley que así lo determine.

La agresión física se ha convertido en el mecanismo de defensa de la sociedad que, en el día a día, olvidó que estas personas son seres humanos con derechos plenos, al igual que el resto de la población y deben ser atendidos con la especialización que el envejecimiento se merece”, comentó la funcionaria.

CONAPAM adolece la falta de recursos, ya que sólo tienen 26 funcionarios y deben rotarse en la atención de las constantes llamadas telefónicas. Según Villalta, están a la espera de concretar junto con el Fondo de Población de las Naciones Unidas (UNFPA) la puesta en vigencia de la denominada “línea dorada” para agilizar la atención de estos casos.

Será la línea de atención directa, manejada por un equipo interdisciplinario, porque no podemos poner a cualquier persona a recibir este tipo de persona”, finalizó Villalta.

Quienes normalmente denuncian son los vecinos de los hogares donde residen los adultos mayores.

Fuente: Costa Rica Hoy

Leave a Reply