Urgen a actuar ante el envejecimiento demográfico

Ciudad de México, 24 de junio de 2015. La Comisión Nacional del Sistema de Ahorro para el Retiro (Consar) ha instado a diseñar diseñar políticas y acciones para evaluar la conveniencia de las edades de jubilación ante el incremento de la esperanza de vida que está experimentando el país.

Entre los otros aspectos que apremia la Consar para que sean tomados en cuenta figuran elevar la cobertura de pensiones e incentivar en la población el ahorro voluntario desde edades tempranas.

Solo así, señaló el organismo, México podrá afrontar “el tsunami demográfico que se avecina para el país” o el acelerado crecimiento en las tasas de envejecimiento de la población.

En el reporte Envejecimiento: el tsunami demográfico que se avecina, la Consar enfatizó que el siglo XXI será recordado a nivel mundial como el siglo del envejecimiento poblacional, en un proceso inédito.

Este cambio estructural, agregó, traerá consigo grandes retos para las políticas públicas y tendrá un fuerte impacto sobre los sistemas de pensiones, los cuales se verán sometidos a presiones financieras en las próximas décadas.

El organismo regulador del sistema de pensiones mexicano rememoró que en 1943, al comenzar el sistema de jubilaciones en el país, existían 26 trabajadores por jubilado, mientras que para 2035 se llegará a solo dos trabajadores por pensionado.

Basado en estudios realizados por la Naciones Unidas y la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), la Consar dijo que en México, como en toda América Latina, se pasará de ser una región considerada joven a un proceso abrupto de envejecimiento.

Derivado de su tasa demográfica, México tendrá un envejecimiento más rápido, donde la edad promedio en 2050 será de 41 años y de 51 en 2100. En la actualidad, México es clasificado como un país no envejecido, pero a partir de 2020 ya pertenecerá a la categoría de las naciones que están envejeciendo, puntualizó la citada comisión.

Al aumentar la esperanza de vida, la pensión puede ser insuficiente para financiar con dignidad los gastos de la vejez, dijo el organismo regulador del sistema de pensiones.

Fuente: La Jornada

Leave a Reply